jueves, 7 de abril de 2011

Instrucciones para un filete.

Llego del colegio. Él, con buena vista, me ha dejado preparado el primer plato: calentar y listo; le gusta cocinar y no le importa pasarse tiempo dentro -a pesar de que la cocina es minúscula, acorde con mi casa. Me parece bien y le dejo, porque no tengo mano para esto de los pucheros.

Pero, claramente, no se fía de mí. Encima del mantel -el que frutas, el que me gusta-, junto al tenedor y cuchillo, tuvo tiempo antes de irse a trabajar para dejarme una nota:

"Negre, el filete es mejor que, para que lo frías, lo partas primero en trozos. Luego échale sal, un poco de ajo y algo de tomillo".

Firmado: Él.

4 comentarios:

  1. Sensacional manera de sintetizar una receta por parte de Él. Baltasar Gracián no lo habría hecho mejor. Ya sabes, "más obran quintaesencias que fárragos". Y da gusto que sea tan detallista. El placer de los pequeños detalles cotidianos pensados desde el cariño.
    Y totalmente de acuerdo contigo (y con Pepe, y con José Luis) en cuanto al Bachillerato. Uno también trabaja en ese nivel y sabe que el percal está francamente devaluado. Otro día podríamos hablar del Bachillerato (pero del normal).
    Enhorabuena a Él. (Y de paso, a ti).

    ResponderEliminar
  2. Ese antivirus tuyo cada día tiene más ventajas, ¡ahora hasta cocina!!

    No es que no se fie de ti, es que te mima y te cuida. Es lindo eso :) me alegro por ti.

    Un saludo grande (de este lado del Atlántico, sin filete)

    ResponderEliminar
  3. Hay mensajes de amor mucho menos apasionados, exactos y expresivos que éste aderazado por Él con sal, ajo y tomillo...

    ResponderEliminar
  4. Amigos, es cierto: tengo mucha suerte. Y esperé a encontrar el mejor (acorde con lo del bachillerato de excelencia: ¿no queremos lo mejor?).
    Por eso me casé tarde, tal vez, jejeje.

    Un saludo a todos.

    ResponderEliminar

No acepto comentarios anónimos. Si no nos dices quién eres, tu comentario no se publicará.

Visito tu enlace si tu comentario no es spam, anónimo o una falta de respeto.