jueves, 20 de octubre de 2011

Luna, lunera y Niña Pequeña.

Mamá -llama Niña Pequeña, mientras mira por la ventana. Nos hemos levantado hace poco; en casa de los abuelos le darán el desayuno mientras yo empiezo mis primeras clases en el colegio.

-¿Hum?

- Mamá, está la luna -afirma, rotunda. Son aún las siete y media y está empezando a amanecer, tímidamente. La luna, gorda, redonda, bien blanca ahí.

- Claro, Niña Pequeña, porque todavía es un poco de noche -contesto, mientras busco su cazadora. Hace frío en el relente.

- Mamá, la luna tiene una estrella al lado -continúa informando. Sé que es Venus, pero ya se lo diré: ¿para qué explicarle que ahí arriba hay estrellas, planetas y otros mundos?

- Claro, Niña Pequeña. Está muy cerca.

- Yo sé porqué está ahí esa estrella, mamá -dice, acercándose-. Es que la luna es una mamá y la estrella es su bebé.

Tiene razón.

8 comentarios:

  1. Me encantan las reflexiones de Niña Pequeña.
    Se le ve muy espabilada para su corta edad.
    Aunque seguramente también beneficie tener una profe-mamá en casa.

    Un saludo,Laura.

    ResponderEliminar
  2. No es la primera vez que N.P. te interpela sobre maternidades... Esta niña apunta maneras y alma de una futura gran madre, una madraza. ¡Qué foto teníais las dos, ahí en la ventana!

    Un saludo.
    José Luis

    ResponderEliminar
  3. Negre: haz el favor de leer y mirar la entrada Hablar con Ella de mi blog, que estuve a punto de titular "Negre y Niña Pequeña".
    Por cierto, me dice Pedro que tiene problemas para publicar sus comentarios en tu Blog
    Abrazos.
    Pepe

    ResponderEliminar
  4. Laura, gracias. Huy, que yo no sé si es ventaja para ella tener la profe en casa...

    ResponderEliminar
  5. Igual es que mi hija tiene alma maternal, José Luis, no lo sé... Hoy decía que había dos estrellas, dos bebés, y preguntaba cómo era posible...

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Pepe, ahora mismo voy a leerla.
    Sobre lo que me comentas, también le pasó a José Luis. Recordad que tengo habilitada la moderación de comentarios porque he tenido una temporada con mucho spam; estos días estoy más lenta en responder porque he acumulado trabajo, lo siento.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  7. Niña Pequeña es sabia, muy sabia.
    A veces creo que nacemos sabios y nos vamos entonteciendo paulatinamente, a medida que aprendemos cosas que contaminan nuestra elemental sabiduría.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Posiblemente, Perikiyo, es que las cosas son más sencillas de lo que nos parece...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

No acepto comentarios anónimos. Si no nos dices quién eres, tu comentario no se publicará.

Visito tu enlace si tu comentario no es spam, anónimo o una falta de respeto.