martes, 5 de octubre de 2010

Olor jugoso.

Llego del colegio, le indico a mi vecina, la de arriba, al coincidir con ella en la puerta de entrada. No importa tener que volver esta tarde de nuevo, no, le contesto -mientras pienso que sí, que lo siento, pero este fin de semana será un largo puente de desconexión del colegio. Me acerco a mi rellano. Alguien ha cocinado algo cuyo olor se enreda en los barrotes de la escalera: olor a guiso, con caldo, caliente, tal vez patatas, jugoso, lentejas, un poco de verdura. Noto cómo la comida de mi vecina, la de al lado, se transforma en aire, flota entre las plantas de la otra vecina, la de enfrente, se retiene apenas en las luces redondas del techo. Olor a mediodía, a salida de colegio, a espera de los niños. Quizá también un poco de pan; casi noto el sabor del aceite retocado con laurel, tomillo, el romero que mi marido echa a veces en la carne del domingo. Yo hoy como sencillo -no me gusta cocinar, él lo hace mejor.


6 comentarios:

  1. A mi tampoco me gusta cocinar, madame. De hecho no lo hago, jiji.

    Bueno, a ver si esta vez es la definitiva y puedo quedarme por aqui.

    Feliz tarde

    Bisous

    ResponderEliminar
  2. Pues a veces se huelen unas fritangas procedentes de los vecinos que quitan las ganas de comer. Y el día que a alguno le da por freír sardinas ya ni te cuento.

    ResponderEliminar
  3. Madame,
    veo que su ordenador es un frente duro de pelear y se resiste.

    Feliz noche.

    ResponderEliminar
  4. Kassiopea,
    cierto. Por el patio de luces a veces me llega el olor del pescado... Ese día no tiendo la ropa ;-)

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Pues ya somos dos a las que no nos gusta cocinar!!! jajajaja!!! :) Me ha encantado este relato, siempre he sentido pasión por las visiones cotidianas y simples que a veces la vida nos regala...me ha recordado a cuando era niña...mucho :) Sobretodo el olor, que curioso, me he viso ahí, en el rellano de la escalera...y me he enternecido :)
    Un placer mecerse en sus letras señorita!!!
    Un abrazo más que enorme bella!!!
    Favole

    ResponderEliminar
  6. Gracias, Tropiezos.

    El olor del rellano a veces me hace parar e intentar adivinar qué platos...

    Un saludo.

    ResponderEliminar

No acepto comentarios anónimos. Si no nos dices quién eres, tu comentario no se publicará.

Visito tu enlace si tu comentario no es spam, anónimo o una falta de respeto.