miércoles, 31 de marzo de 2010

Tren con destino a...

Me sorprendía hoy al verlos, amontonados -casi apilados-, con nervios a flor de piel ellos, pendientes ellas con un ojo del monitor, con el otro de los niños pequeños -que intentan escaparse. Tantas eran las maletas, mochilas y misteriosos objetos envueltos que se adivinaban apenas sus siluetas, vigilando el monitor donde habría de indicarse la vía por la que saldría su tren destino a...

Una riada de personas desplazándose en tropel, apresuradas. Coge la maleta, ¡vamos , niño!, venga, venga... El anuncio claro de que el monitor ha dado la señal, el pistoletazo de salida: la vía ha sido ya anunciada y el amontonamiento de gente se mueve, obediente en su masa, hacia el cheking de equipajes. Caras circunspectas, serias: este es un momento trascendente, vital, importante: la comprobación de que, efectivamente, este es mi tren, este mi vagón, este mi asiento. La situación obliga a tremenda seriedad.

De nuevo las prisas, el corre-corre, los intentos de atropello y codazos por ser los primeros en descender por la rampa hacia la vía, donde espera pacientemente el tren. Que no se va a ir, claro, pero parece que si ya estás dentro, la maleta colocada y el billete mirado y remirado para comprobar que todo está en su sitio, ya podemos irnos. Venga quien venga... Un asiento comprobado en el remirar del billete es una batalla ganada.

Y yo me pregunto, no sólo dónde irán -curiosidad malsana- mientras espero pacientemente mi tren, sino, sobre todo, por qué no se han dejado las prisas encima del cobertor de la cama...

2 comentarios:

  1. Las prisas por marcharse de vacaciones, intentando arañar minutos mas.

    Felices pascuas, madame, espero que este usted disfrutando de las suyas.

    Buenas noches

    Bisous

    ResponderEliminar
  2. Igualmente, madame.
    Estos días están siendo útiles para desconectar, que falta hacía.

    ResponderEliminar

No acepto comentarios anónimos. Si no nos dices quién eres, tu comentario no se publicará.

Visito tu enlace si tu comentario no es spam, anónimo o una falta de respeto.