miércoles, 16 de abril de 2014

Modo off.

Y todo se detiene, parece, cuando las maletas están ya a punto de cerrarse... O quiero detenerlo todo, creo, para que cuando vuelva del viaje el trabajo se deshiele...

- Negre -me llama Él.

-¿Hum? - digo, sin levantar apenas la vista de la pantalla. 

- Necesitas un despacho. Tus cosas del trabajo cada vez invaden más mesa en el salón -afirma.

- Tienes razón. Y además, me ahogan -añado. Con tristeza.



  

1 comentario:

No acepto comentarios anónimos. Si no nos dices quién eres, tu comentario no se publicará.

Visito tu enlace si tu comentario no es spam, anónimo o una falta de respeto.